Skip to content

El precio de la felicidad

febrero 1, 2012

  Víctor Kray pensó en los últimos veinticinco años que había pasado en aquel faro que él mismo había construido. Al volver la vista atrás sentía cada uno de esos años como una pesada losa a sus espaldas. Con el tiempo, la angustia secreta de aquella de aquella espera interminable le había hecho pensar que tal vez todo había sido una ilusión y que su obstinada obsesión lo había convertido en el centinela de una amenaza que sólo había existido en su propia imaginación. Pero, una vez más, los sueños habían vuelto. […] Y, con ellos, había vuelto el temor de ser ya demasiado viejo y débil para enfrentarse a su antiguo enemigo. […]  Su nieto Roland tenía por costumbre dormir varias noches a la semana en su cabaña de la playa y no era extraño que a veces, durante días, apenas pasaran juntos un par de minutos. Aquel alejamiento de su propio nieto al que Víctor Kray se había condenado voluntariamente le proporcionaban al menos una cierta paz de espíritu, pues tenía la certeza de que el dolor que sentía por no poder compartir aquellos años de la vida del muchacho era el precio que debía pagar por la seguridad y la felicidad futura de Roland.

p 103, editorial Booket

Creo que este fragmento es importante porque es la primera vez que se mencionan los pensamientos de Víctor Kray, un personaje que tiene mucho que decir en esta historia. El abuelo de Roland podrá aclarar muchas dudas que rondan por la cabeza Alicia y Max. Al parecer, conoce muy bien aquello de lo que está protegiendo a su nieto, por lo que también sabrá cómo defenderse de él si este acaba llegando.

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: